jueves, 2 de febrero de 2012

Retablo dedicado a San Juan Bautista (Monasterio de Sigena –Huesca-)


Del que fuera retablo de la capilla de San Juan Bautista, que se abría a uno de los ábsides laterales de la iglesia del Real Monasterio de Santa María de Sigena, se conservan tres tablas en el Museo Nacional de Arte de Cataluña. El retablo fue encomendado en 1494 a Miguel Ximénez por la Cofradía de San Juan de Sigena .


Miguel Ximénez era natural de Pareja (Guadalajara) aunque trabajó en territorio del Reino de Aragón, donde se le documenta entre 1462 y 1505.  Cultivó el estilo gótico hispano-flamenco. Establecido en Zaragoza, trabajó frecuentemente en colaboración con otros pintores, sobre todo con Martín Bernat, con quien estuvo asociado entre 1482 y1487. En su obra se advierten influencias de Bartolomé Bermejo, aunque interpretadas de un modo lineal, tendiendo a fórmulas esquemáticas en los rostros y el plegado de los paños. Fue nombrado pintor del rey Fernando el Católico el 11 de mayo de 1484.


Las tres tablas del retablo que nos ocupa podrían ser un tríptico o la parte central de un retablo más amplio cuya estructura desconocemos por completo. En la tabla central se representa a San Juan Bautista vestido con una piel de camello y un manto púrpura sobre los hombros, sosteniendo al Agnus Dei en su mano derecha.  A la izquierda se sitúa San Fabián con la azada de su martirio, y a la derecha San Sebastián con sus atributos martiriales.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada