martes, 25 de febrero de 2014

Ruinas de la Iglesia del Santo Sepulcro (Ramón Martí Alsina)




Los primeros paisajes que realiza Martí Alsina están fuertemente influenciados por la visión romántica naturalista imperante en el primer cuarto del siglo XIX. Una de sus obras más relevantes de este período es “Ruinas de la Iglesia del Santo Sepulcro” pintada en 1862, en  la que muestra su preferencia por la búsqueda de atmósferas nítidas y el empleo de un empaste denso atento a la captura de los efectos lumínicos.

No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada